Polémica de NutriScore

Para aquellos que aún no hayan oído hablar del “Nutriscore”, se trata de un sistema de etiquetado de los alimentos destinado a facilitar la comprensión nutricional de los mismos ya que con el sistema de etiquetado actual resulta muy difícil de comprender. Consiste en identificar el valor nutricional de los productos por colores (asociados a letras de la A a la E) como si fuese un semáforo. En color verde (letras A y B) irán los alimentos más saludables y en color rojo y naranja (letras D y E) aquellos con peores valores. En el lugar intermedio estará el color amarillo (letra C).

etiquetado-frontal-alimentos-nutriscore

Para determinar en qué posición quedará cada producto, se analizará la composición de cada alimento. Así, aquellos componentes como el azúcar, las grasas saturadas o la sal tendrán menor puntuación y por tanto, posicionarán dicho producto en las posiciones más bajas (color rojo).

¿Qué productos llevarán este etiquetado?

Este etiquetado se usará únicamente para aquellos productos procesados envasados, quedando exentos de él:

  • Productos frescos como la carne, el pescado, la fruta y verduras, las legumbres…
  • Aquellos productos con un único ingrediente como el vinagre o la miel.
  • Platos preparados suministrados directamente por el fabricante.
  • Aquellos que se comercializan en envases de menos de 25cm2 como pueden ser las chocolatinas, las chucherías…
  • Café, infusiones o tés.
  • Bebidas alcohólicas.

Pero, ¿en qué lugar quedan productos como el Aceite de Oliva con este nuevo sistema?

Este método puede ser efectivo para facilitar la comprensión de qué productos son más sanos pero, como todo, tiene su controversia. Si comparábamos varios productos con el aceite de oliva, según Nutriscore, un refresco bajo en azúcar, los denominados “Zero”, obtendría mejor puntuación que nuestro oro líquido u otros, como el kétchup, tendrían la misma valoración.

nutriscore

Utilizamos esta fotografía de sinazúcar.org para evidenciar qué etiquetado llevaría cada uno de los alimentos que en ella aparecen y podáis ver vosotros mismos lo comentado en el ejemplo anterior.

Y hablo en pasado porque fue hace un par de años cuando se dieron a conocer estas calificaciones. En ese momento, el comprar aceite suponía encontrarse en el etiquetado una D que posteriormente se modificó a una C. ¿Es normal que la columna vertebral de nuestra Dieta Mediterránea, admirada tanto dentro como fuera de España, posea tal puntuación?

Ante la cantidad de críticas recibidas por tal despropósito, hace unos días el Ministerio de Sanidad decidió excluir a los alimentos de un único ingrediente de este sistema de etiquetado, dejando fuera a productos como el Aceite de Oliva, el vinagre o los huevos. Además, anunciaron que, al igual que Francia, será un etiquetado voluntario y serán las propias marcas las que decidirán si su producto lleva o no tal distinción. De ser así, ¿Quién creéis que lo utilizará? Pues, posiblemente, aquellas marcas cuyos productos se vean favorecidos llevándolo…

Por nuestra parte, solo nos queda dejaros una antigua entrada de blog donde tratábamos que nutrientes contiene el aceite de oliva.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú
PARTICIPA EN NUESTRO SORTEO


    ×